Por: Diana Calderón

Este año que terminó vimos bodas reales muy televisadas y difundidas por todo el mundo, como la de la Meghan Markle, ahora duquesa de Sussex o la de Eugenia de York, quienes llevaron elegantes e imponentes vestidos y tiaras –sé que no es para todas- pero muchas mujeres sueñan con casarse al estilo de la realeza europea, por eso quiero compartirles las formas en las que una boda real puede inspirarlas para su propia boda; no se trata de copiar, realmente queremos que tomes inspiración de esos acontecimientos y que los lleves a tu propia boda con estilo, elegancia y sofisticación.

¿Te gusta la idea?

Lo primero que debes tomar en cuenta cuando te inspiras en una boda real es el vestido, si recuerdas a las dos novias que antes mencionamos, ambas llevaban vestidos muy simples, pero sumamente elegantes, adecuados a su figura y sin enseñar de más, esto es, más elegantes que sexys. Para el vestido debes buscar telas como telas el satín, shantung de seda y otras naturales que hagan ver el vestido de alta calidad y que podrías mandar a hacer a tu medida con algún/a diseñadora de vestidos que lo haga a tu medida y aunque no lo creas generalmente no son más caros que los que venden en las boutiques nupciales reconocidas.

Después de hablar del vestido, podemos pasar a la ceremonia, la cual deberá ser muy sobria y de preferencia por algún culto religioso (el que los novios profesen o decidan), elegante y con muchas flores que le dé un toque de romanticismo.

Recuerda que otro factor importante a considerar es la etiqueta en los invitados, ¡exacto¡ la etiqueta debe ser rigurosa, ultra formal, todos guapísimos, perfectamente vestidos y dependiendo si decides hacer una boda de día o de noche, varía el tipo de vestido, si es de noche más mujeres deberán usar  vestido largo y si es de día, podrá usar vestido largo –de día-, traje sastre de falda y saco, con zapatos impecables de tacón a juego con la bolsa, definitivamente un código de vestimenta formal.

También toma en cuenta que por nada del mundo deberás olvidar tener pajecitos y damitas vestidos con hermosos trajecitos y que deberán llevar flores iguales o parecidas a las que lleves en el ramo, como lo hemos visto en las bodas reales, todas las novias son acompañadas de un grupo de niños elegantemente vestidos –de acuerdo a su edad- que las acompañan hacia el altar.

Recuerda que las novias reales generalmente no tienen cortejo de damas de honor por distintas razones, tu podrías omitir tener damas de honor, o bien, buscar que tengan un atuendo formal y adecuado para la ocasión, preferentemente con estilo de vestido igual para todas.

La fiesta y el banquete deben ser impecables, con tragos exóticos y vanguardistas, una excelente banda de música, lo importante es que los invitados que tengas sean agasajados con estilo, elegancia y calidad.

Las bodas reales siempre son y serán por tradición elegantes y sofisticadas, con un estilo único, rodeadas de calidad y tú puedes organizar la tuya bajo estos principios lo que seguramente hará que tu gran día sea disfrutado por ti, tu futuro esposo y todos sus invitados, así que arriésgate a inspirarte en la realeza.

Aunque tomes inspiración de otras bodas y otras novias, siempre trata de ponerle tu toque personal a lo que hagas, optando por detalles que vayan con tu esencia, personalidad y gusto, no intentes hacerlo exactamente como otra persona, porque lo importante de la boda es que ambos estén cómodos con sus elecciones.

Compartir
Artículo anteriorLa compatibilidad entre los signos
Artículo siguienteLa compra inteligente
Diana Calderon Sanchez
Veracruzana radicada en la Cd. De México, ha colaborado en la Revista Digital Sentido de Mujer y en Noticias CYR Veracruz publicando artículos con enfoque de género y temas de salud, bienestar y belleza, y colaboró en dos ediciones de la revista impresa M de Mayo en circulación en el estado de Morelos, Guerrero y Puebla; actualmente tiene un blog De Treinta y Mas (www.detreintaymas.com.mx) y colabora con publicaciones quincenales en Glam Weddings. Fundadora de la comunidad de mujeres emprendedoras y empresarias EmpoderArte Mujer México, buscando concentrar el mayor número de emprendedorxs en la Ciudad de México y los alrededores con la finalidad de brindarles capacitación, alianzas de negocios, contactos y una plataforma digital que ayude a hacer crecer cada uno de sus negocios; también se dedica a dar asesorías jurídicas y a apoyar a las emprendedoras en el tema de contratos, además de capacitarlas en el área jurídica básica para el emprendimiento en México. Asesora de Imagen desde noviembre del 2017, egresada del Centro de Estudios y Gestión de Imagen y busca especializarse en trabajo de asesoría de imagen para mujeres emprendedoras y para novias. Tiene dos fundaciones dedicadas a la prevención y promoción de la salud y colabora con la Fundación Juventud y Vida A.C. en Cuautla Morelos y la Fundación Casa Hogar Amparo IAP en Ciudad de México.

Dejar respuesta